SEGUINOS

NACIONALES

Refuerzo del IFE: el 8 de junio empieza el cronograma de cobro

Debido a las complicaciones que produjo la pandemia del covid-19 en la economía real de los argentinos y principalmente en aquellos que se encuentran por debajo de la línea de pobreza, el Gobierno tomó la decisión de ampliar el beneficio del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).

A raíz de ello, la titular de la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES), Fernanda Raverta, confirmó que a partir del 8 de junio se efectuará el segundo pago.

La directora ejecutiva del organismo habló esta tarde en conferencia de prensa donde retomó el anunció realizado días atrás por el ministro de Economía Martín Guzmán respecto al refuerzo del IFE. Raverta dio a conocer que el primer pago de esta segunda cuota se comenzará a cobrar con las AUH desde el 8 de junio.

El beneficio que supone un bono de $10.000 para paliar los efectos de la pandemia y la cuarentena en los sectores vulnerables que realizan trabajos en la economía informal, llegó a alcanzar a 8.300.000 de personas. “Hoy anunciamos la decisión de volver a efectuar esta ayuda económica. El IFE lo van a volver a cobrar a partir del 8 de junio en el cronograma de pago de la AUH”, dijo Raverta.

Según explicó la funcionaria, el objetivo es que será un cronograma que comenzará por aquellas familias “que estén incluidas en el cronograma de la AUH”. Luego, darán paso a quienes tienen un CBU y lo pueden recibir en sus cuentas mientras que posteriormente accederán al beneficio aquellos que no tienen CBU.

Sobre estos últimos, agregó que la idea es que “además de recibir el IFE puedan tramitar un CBU para que los 9 millones de argentinos y argentinas no solo estén incluidos en materia económica y social para atravesar esta emergencia sino que quedan bancarizados para que después de este momento puedan seguir adquiriendo inclusión en todos los sentidos”.

Asimismo, se refirió a la metodología de pago, principal cuestionamiento de su predecesor Alejandro Vanoli. Según dijo “será un cronograma inteligente y más ágil que se extiende en el tiempo, básicamente porque 9 millones de personas no pueden salir, sobre todo en los lugares de mayor circulación del virus, todos juntos a cobrar”. Buscarán evitar el tumulto de gente como ocurrió a principio de la cuarentena, un hecho que generó críticas de distintos sectores.

La funcionaria encabezó la conferencia de prensa de esta tarde en Casa Rosada junto al secretario de Política Económica del ministerio de Economía, Haroldo Montagu, y la directora nacional de Economía, Igualdad y Género, Mercedes D´Alessandro, también integrante de la cartera que conduce Martín Guzmán.

Otro de los puntos que destacó la funcionaria para aquellos que tienen dudas respecto a si deben anotarse nuevamente, es que “no hay que inscribirse en ningún lado” y reforzó: “Quien cobró, volverá a cobrar”. Sin embargo, agregó que no volverán a abrir la inscripción salvo excepciones que surjan ya que, dijo, “hemos procesado más de 13 millones de datos de quienes se inscribieron y llegamos a constituir este universo de 9 millones. Creemos que estamos llegando a cubrir a quienes lo necesitan”.

Uno de los inconvenientes que surgen respecto a los cronogramas tiene que ver con la estructura de las fechas. Ante la consulta periodística sobre si quienes se enferman cuentan con otro período para poder cobrar, Raverta aclaró que sí. “Aspiramos a que las personas que transitan una enfermedad, puedan cobrarlo. Habrá un remanente para quienes no pudieron ir a cobrar el día que le tocaba. Eso está contemplado”, profundizó.

A su vez, se refirió al bono que el Gobierno ordenó pagar al personal de salud, que hasta el momento no fue pagado. “Firmamos un convenio con Salud para hacer efectivo el pago. Todavía se está consolidando la base de datos para saber quienes son quienes deben cobrar. No hay un padrón de trabajadores de la salud en Argentina”.

La titular de la dirección de Economía, Igualdad y Género, se refirió al impacto del IFE respecto a la brecha de género. “El IFE ha salido bastante paritario. Las mujeres están sobrerrepresentadas en la pirámide de la informalidad . Un objetivo era que llegase a las empleadas de casa particulares, porque es la primera ocupación que tienen las mujeres”, dijo y agregó: “Son medidas que tienden a cerrar la brecha de desigualdad y cuando hablamos de desigualdad hablamos de brecha de género, porque las mujeres están sobrerrepresentadas en ese sentido”.

Según un informe de los Ministerios de Economía, Desarrollo Productivo y Trabajo, el IFE evitó que entre 2,7 y 4,5 millones de personas caigan transitoriamente en la pobreza y es una de las medidas de transferencias más grandes llevadas a cabo en el marco de la pandemia de la coronavirus (Covid-19). En ese sentido, Haroldo Montagu sostuvo que se trata de una medida “esencial para evitar un impacto aún mayor en la economía de los hogares y de todo el país para poder sostener los niveles de consumo”.

Por último, Montagu sostuvo que el efecto del IFE es importante debido a que “llega al primer decil, casi en un 90%”. “Entre los argentinos que más lo necesitan, 9 de cada 10 están cubiertos por algún tipo de ayuda estatal”, concluyó.

Fuente: Ámbito.

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-