SEGUINOS

EDITORIAL

Tiempo de echarse a andar en pos de una reactivación meditada

“Misiones encontrará oportunidades de mercado por la vigorosa reactivación económica que propiciamos en este tiempo”. Sin vueltas. Así saludó Misiones el histórico acuerdo de la Argentinas con los bonistas acreedores para la no menos histórica deuda externa. El gobernador Oscar Herrera Ahuad nos e fue con rodeos. No se detuvo en elucubraciones ideológicas, ni en saludos solo llenos de efusividad. Fue a las cosas.

Acuerdo por la Deuda: “Misiones encontrará oportunidades de mercado”

Porque de eso se trata, de sacarse la pesada mochila que inmoviliza sumándose a la obligada desactivación que indujo la pandemia. Y que ha costado caro. Al país y a la región. A Misiones también. Sin embargo, en cuanto resquicio fue posible inducir actividad, se hizo. Acaso la prueba más visible hay sido movilizar el turismo interno, que debiera llamarse, también solidario, porque son misioneros dándoles una mano a otros misioneros. Algo que viene del fondo de los tiempos. Aquel ‘ayutorio’ que en la chacra permitía el intercambio de colaboración entre los colonos para hacen andar la producción.

Otra muestra de que Misiones estaba en la línea de largada, la dio el Instituto Provincial de Desarrollo Habitacional (Iprodha) que apenas la Nación relanzó el Procrear, dio cuenta de programas capaces de posibilitar el acceso a la vivienda, la refacción de la que ya se posee. Y con menores exigencias en materia de ingreso familiar, mucho más accesibles.

Y acá hay que remontar toda una cuesta. Porque de ser la Provincia que estaba al tope del ranking nacional en materia de viviendas sociales, la desfinanciación promovida por el gobierno del presidente Mauricio Macri, primero, y la pandemia después, la llevaron a indicadores negativos según los estudios de la coyuntura encarados por consultoras. Hasta hubo pérdida de empleo y cierre de empresas. Pero, ya en la anterior gestión Misiones había buscado mitigar el impacto de la falta de política habitacional de la Nación y hasta fue sede de un plenario de la Confederación de Pymes Constructoras para idear salidas  la crisis. Fue esa entidad la que consideró que la semana había aportado “dos buenas noticias: el acuerdo por la deuda y el relanzamiento del Procrear”. Y consideró a este último “una punta de lanza” para la tan ansiada reactivación.

En foro virtual, Herrera Ahuad propuso “crear un polo educativo, tecnológico y científico en Misiones”

La salida de la pandemia en la que Misiones viene trabajando casi en los comienzos de la pandemia. Porque la cuestión era quedarse en casa, pero pensando, leyendo, proyectando, creando. Con las herramientas digitales disponibles. Las mismas que hoy permiten una app Misiones Digital para organizar el turismo interno de los fines de semana.

Economía del conocimiento: vino con el pasaje justo y se volvió con una empresa

A propósito de la economía del conocimiento, el diputado provincial y ex gobernador Hugo Passalacqua señalaba “el potencial que Carlos Rovira vio en Misiones: una gran mezcla de etnias y culturas llevadas al pensamiento. Empezando por el Instituto de Política Lingüística al Silicon Valley, con aquella propuesta de la Universidad de Stanford de ofrecer un terreno a pequeños empresarios para desarrollar tecnología aplicada. Es el modelo que mueve el pensamiento de los misioneros, para generar puestos de trabajo para miles de personas. Porque esto no tiene techo”.

Presentaron la Billetera Virtual Yacaré y pusieron en marcha el programa Ahora Monedero

 

Un potencial que suma concreciones. En la semana que acaba de concluir se produjo la distribución de los termómetros inteligentes aquí fabricados. O lanzar la billetera virtual y el Ahora Monedero para continuar en un sendero que se evidencio virtuoso: el de las salidas a la misionera. El Ahora Misiones y sus ramificaciones que tuvieron por beneficiarios a los consumidores y al comercio en general. Al punto que es la misma Confederación Económica de Misiones la que sale al interior de la Provincia a sumar más comerciantes, emprendedores, a los programas de consumo. Por el cierre de las fronteras dejaron de fugarse de Misiones millones de pesos. Alrededor de $1.500 millones mensuales que antes eran “gastados” en compras en los países vecinos, principalmente en Encarnación. La estimación es del Ministerio de Hacienda de la Provincia. No es una cuestión menor.

Se consolida alcance de los programas Ahora en la zona Centro

 

 

 

 

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-