SEGUINOS

PROVINCIALES

Un joven de 15 años con síntomas de dengue hemorrágico fue dado de alta y murió horas después

Natanahuel Álvez falleció el sábado 11 de abril, luego de padecer una serie de síntomas asociados al dengue hemorrágico. No recibió atención a tiempo y tampoco le realizaron ninguna prueba para saber la causa de su muerte. La mamá del menor hizo una denuncia por mala praxis y abandono de persona al Hospital de Fátima y al médico Ariel Azcurra. “El doctor me dijo que estaba bien, que no tenía ningún problema”.

La muerte de un joven de 15 años en el hospital de Fátima conmueve a una familia del barrio San Isidro que ahora pide justicia y acusa al doctor Ariel Azcurra de mala praxis. El médico formado en parte en una universidad de Cuba estaba a cargo de la guardia y le dio el alta a Natanahuel Álvez, quien tres horas después murió en su casa.

Según la denuncia de la mamá del menor fallecido, Gabriela Valiente, el desenlace fatal sucedió el sábado 11 de abril, en horas de la siesta, cuando su hijo Natanahuel llegó en ambulancia al hospital de Fátima.

“El 6 de abril, a las cinco de la tarde se despertó con fiebre y vómitos. Llame al 107, le conté los síntomas y me dijeron que vaya al CAPS 33 de San Isidro”, relató la madre del joven. Sin embargo al llegar al lugar no encontraron ningún medico que pudiera atenderlos, es por eso que volvieron a su casa pero al persistir los síntomas y ser cada vez más fuertes, al otro día vuelven a dirigirse al CAPS.

En esa segunda ocasión, una medica los recibió y le dijo a Gabriela que los síntomas indicaban Dengue, pero que solo podría ser confirmado con un estudio en laboratorio y que con la situación de cuarentena, no podía moverse de su domicilio para que le hagan el test a Natanahuel. Le indicaron que le de Paracetamol cada 8 horas y lo enviaron nuevamente a su casa.

El sábado 11, los síntomas de Natanahuel cada vez eran peor. Ya no podía levantarse de su cama, por momentos deliraba y le costaba respirar, la fiebre y el dolor de cabeza ya no estaban. Es por eso que Gabriela volvió a insistir en el CAPS para que le den algún tipo de atención medica y logró que una ambulancia lo llevara al Hospital de Fátima.

“Al llegar una enfermera nos recibió y se sorprendió cuando le conté que vomitaba y tenía diarrea. Lo que largaba era un líquido oscuro, como sangre”, detalló Gabriela, la mamá, en una sospecha clara sobre un probable caso de dengue hemorrágico, una enfermedad que azota a los barrios posadeños.

Entonces, Natanahuel fue ingresado a la guardia. Allí se hizo cargo Azcurra y decidió hidratarlo. “En dos horas le dieron cuatro sueros, le dieron paracetamol y con eso nos mandaron a casa. El doctor me dijo que mi hijo necesitaba comer, pero ni siquiera podía caminar. Nos llamaron un remis y nos fuimos”.

“Yo volví contenta porque nunca me habían atendido tan rápido y con la seguridad de que me hijo iba a estar bien”, relató Gabriela. Al llegar a su casa Natanahuel,con mucho esfuerzo logró ingerir alimentos, pero al poco tiempo su madre detecta que la zona de la boca del estomago comienza a inflamarse repentinamente junto a un sarpullido. El siguiente síntoma que padeció el joven fue la perdida de control de las esfínteres, por lo que su madre lo ayudo a higienizarse. “Mi hijo ese mismo día falleció”.

Esa tarde, fue trasladado al Madariaga y al llegar le preguntaron si Natanahuel tenia algún tipo de problema respiratorio, a lo que su madre dijo que no. En el hospital no le dieron una causa de muerte y por eso Gabriela inició una denuncia por abandono de persona. Desde el área de legales del hospital y el Ministerio de Salud de la provincia investigan el desempeño del médico oriundo de provincia de Buenos Aires, quien por ahora continúa prestando servicio.

Un hecho particular que sucedió una semana después del fallecimiento del menor, fue que se acercaron a la su casa desde la Municipalidad par fumigar porque según ellos, Natanahuel tuvo Dengue y cuando su madre pregunto a los médicos la causa de su muerte solo hubo silencio.

“Un doctor mató a mi hijo y no supo decirme que tenia”, fue la dura frase de Gabriela, que desconsolada pide recibir alguna respuesta de lo que tenia su hijo, ya que tiene un pequeña de 7 años y no sabe si estuvieron expuestos a algo que podría contagiarlos.

Video: La Voz de Misiones

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-